Soy Nuevo


Si has orado con nosotros y has entregado tu vida a Jesucristo, te han referido a esta página. Quiero ayudarte en los primeros pasos como hijo/hija de Dios. Toma el tiempo necesario para leer y estudiar todo lo que está escrito aquí. Se trata de nada menos que del destino eterno de tu vida!

¿Cuál es la verdad?

Hay muchas voces y opiniones opuestas en este mundo. Muchas personas arman su propia religión y definen su propia verdad. ¿Pero es legítimo? ¿Llega algo a ser verdad solo porque la mayoría de las personas lo creen? La verdad del universo, esa verdad que transformó vidas para bien, es el mismo Dios, el Creador de todo. El es la verdad y lo que El dice es la verdad.

La Biblia es la Palabra de Dios y lo que está escrito ahí, lo aceptamos como la única verdad, como una carta que Dios escribió para ti. Al leer la Biblia el mismo autor te puede revelar sus profundidades si le pides. Verás en tu propia vida que la Palabra de Dios tiene poder para transformarte y que puede ser confiada siempre, pase lo que pase.

Puedes empezar a leer la Biblia aca: http://bibliaparalela.com/rvg/james/1.htm

La vida sin Dios es muerte

Primeramente tienes que entender que todas las personas, cuando nacen, llevan la naturaleza del pecado adentro. A un niño no hay que enseñarle a mentir o a hacer algo malo, le sale sin mucho esfuerzo. Esa naturaleza la heredamos de nuestros padres y de Adán, que dio la espalda a Dios al poner su propia voluntad por encima de lo que Dios dijo. La Biblia dice en Romanos 5:12 “Por tanto, tal como el pecado entró en el mundo por un hombre [Adán], y la muerte por el pecado, así también la muerte se extendió a todos los hombres, porque todos pecaron.”

paga_pecado

Y Romanos 6:23 dice “Porque la paga del pecado es muerte; mas el don de Dios es vida eterna en Cristo Jesús nuestro Señor”. Eso quiere decir que el salario que merece cada persona por una vida de pecado es la muerte. El pecado es como un árbol malo que lleva fruto malo (pecados); lo puedes ver en el dibujo abajo. La lista de cosas malas sería mucho más larga; incluye guerras, abusos, terrorismo, etc. El que gobierna las personas que viven asi es el diablo o también llamado Satanás o Principe del aire, como vemos en Efesios 2:1-3 “Él [Jesús] os dio vida a vosotros, que estabais muertos en vuestros delitos y pecados, en los cuales anduvisteis en otro tiempo, conforme a la corriente de este mundo, conforme al príncipe de la potestad del aire, el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia; entre los cuales también todos nosotros vivimos en otro tiempo; 

Es importante entender que hay dos reinos: el reino del diablo y el reino de Dios. Los que viven sin Dios automáticamente viven en el reino del diablo y son manejados por el. El diablo constantemente mete pensamientos malos a la cabeza, lleva pobreza y enfermedades sin mayor dificultad. El diablo quiere que la humanidad sufra, porque el odia a Dios y quiere lastimar a todo lo que Dios ama. Satanás originalmente era un angel bello, pero al deshonrar a Dios queriendo ser Dios el mismo, fue rebotado del cielo y esta es la razón por la cual el odia a Dios. Juan 10:10 habla muy de los dos reinos: “El ladrón no viene sino para hurtar y matar y destruir; yo [Jesús] he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia.

Necesito cambiar de rumbo!

Si te diste cuenta que estas viviendo en el reino de Satanás, que tu vida produce fruto malo y si estas desesperado para salir, entonces estas listo para cambiar de rumbo. No se trata de recibir un boleto para ir al cielo y vivir bien en esta vida. Se trata de rendirse completamente a Dios, de reconocer que hasta ahora el diablo fue el que te manejó, que por tus pecados mereces morir y que a partir de ahora quieres poner a Dios como capitán de tu vida.  No necesitas nada menos que un cambio radical de toda tu vida! Es necesario que digas “Ya basta de esa vida mediocre, de correr detrás de los placeres. Quiero entregarme completamente, 100%, a Dios. Quiero Jesús que vivas en mi, que me cambies, que me perdones todo el mal que he hecho y que me hagas una persona nueva. Quiero que seas mi Señor, quiero obedecerte por el resto de mi vida. Te pido el Espíritu Santo para que viva en mi por siempre. Gracias Dios, porque ahora soy tu hijo!” Si no llegaste a ese punto todavía en tu interior, pídele a Dios que te de un corazón arrepentido.

Eso cambia todo!

Como leíamos en Romanos 6:23, la vida eterna es en Cristo Jesús y es el don de Dios. La vida eterna es un regalo que Dios te da. Dios se lo ofrece a todos los hombres. El no rechaza a nadie, pero la salvación no es automática, tienes que recibir ese regalo por fe, invitándole a que cambie tu vida. Lo puedes hacer con la frase del párrafo anterior en negrita o con tus propias palabras. Lo importante a entender aquí es que tu merecías morir, pero Dios mandó a su Hijo Jesús a vivir en esta tierra y a morir en tu lugar en una cruz. Es como un puente que te permite pasar de tu vida vieja a la vida nueva con Dios. Porque solamente personas santas [puras, apartadas] pueden estar en el Reino de Dios. La sangre de Jesús te lava de todos tus pecados y te hace completamente limpio. Dios te llama santo. Dios promete tirar tus pecados en lo mas profundo del mar y olvidarse de tus errores. El te hace nacer de nuevo con Su Espíritu Santo. La naturaleza vieja, que estaba infectada del pecado, se muere y somos una nueva criatura en Cristo.

2. Corintios 5:17 dice: “De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es: las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas.”

Es un proceso asombroso que cambia todo! Dios anula tu vida vieja, todas las cosas malas, enfermedades que tenías Dios te las saca y sana tu cuerpo! Es como darse un baño completo y ponerse un traje nuevo. Ahora Dios te ve limpio, santo y lo más maravilloso es que te adopta a su familia! Eres un hijo de Dios, un hijo del Todopoderoso que creó el cielo y la tierra! Maravilloso, no?

Cualquier influencia que el diablo tenía hasta ahora en tu vida se terminó! Ya no estas viviendo más bajo su señorío, sino bajo el señorío de Jesucristo. Has recibido la vida eterna con todos sus beneficios: paz, alegría, esperanza, prosperidad, salud, ganas de vivir! Si has vivido en vicios o adicciones, ahora El te hizo libre. Todas las cosas son hechas nuevas.

Posiblemente el diablo querrá venir a golpear a tu puerta para que vuelvas a hacer las cosas de antes, o para traerte recuerdos o penas de la vida vieja. Esos son pensamientos de afuera y mentiras. No les prestes atención. Ponte firme y di: “vete de aquí diablo, no tengo nada que ver contigo, ahora soy un hijo de Dios!”

Dios te ama!

Como una mamá ama a su bebé, así Dios te ama y mucho más. El dio la vida de Su Hijo por ti (Juan 3:16). Dios permitió que Su Hijo sufra y muera injustamente para que tu puedas ser perdonado y que puedas ser justo otra vez, como el plan original de Dios desde el principio. Dios quiere conversar contigo, hablarte y escucharte. El quiere tu amistad! Reserva un tiempo todos los días a solas con el. Dile todo lo que hay en tu corazón. Dale gracias por las cosas que tienes, por quien te ha hecho. Escucha Su voz en tu interior. El te quiere ayudar en cosas cotidianas, el te ama! Lee y estudia la Biblia regularmente. Te recomiendo que empieces con leer el libro de Santiago.

Como un bebé recién nacido espiritualmente, tienes que crecer y aprender mucho. Ya eres nacido como león y el enemigo te tiene respeto y miedo. Aprende a rugir como papá León!

cubs_roaring

Te quiero felicitar por este paso importante que has hecho! Es la mejor decisión de tu vida. Me gustaría que te contactes conmigo a través del formulario de contacto y que me cuentes tu historia!

Dios te bendice!

Daniel

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *